Seleccionar página

Yoga: El Eco de mi Intuición

Yoga: El Eco de mi Intuición

Yoga: El Eco de mi Intuición.

 

Si estás en el mundo del Yoga, sabes que generalmente esta disciplina es un gran salvavidas en momentos cruciales de la vida, para mí el YOGA ES EL ECO DE MI INTUICIÓN.

Tres conceptos.

Antes de compartir contigo mi experiencia, considero importante citar tres definiciones.

YOGA: “tradicional disciplina física y mental que se originó en la India”.

ECO:sonido lejano que se percibe débil y confuso”.

INTUICIÓN:es la habilidad para conocer, comprender o percibir algo de manera clara e inmediata, sin la intervención de la razón”.

El despertar del Tercer Ojo – Ajna Chakra.

Ser impulsiva, era una cualidad que estaba en mí a flor de piel cuando era mucho más joven, cosa que a veces me trajo muy buenos resultados pero otras tantas no. El problema radicaba cuando esta impulsividad resultaba ser un acto de violencia hacia mí misma y el antítesis de Ahimsa, lo que se conoce en Yoga como NO violencia.

Hace por lo menos 14 años en una tertulia entre amigas, una de ellas profesora de Yoga, la otra gran amiga de infancia, me invitaron a mi primera práctica, la que tendría lugar justo en ese instante delante de nuestros ojos. Y yo les dije: ¿qué es eso? ¡Yo no puedo estar quieta tanto tiempo!

Quien diría que en ese momento el Yoga comenzó a despertar el eco de mi intuición, intuición que energéticamente está ubicada en nuestro sexto centro energético, el Tercer Ojo o también conocido como Ajna Chakra.

Fue sentarme sobre la esterilla y pasados 90 minutos tuvo lugar un amor a primera vista, esa práctica considero que ha sido de las que más agradece mí Ser. No pensé si las posturas estaban bien o mal hechas, tampoco me interesó, simplemente agradecía infinitamente el bienestar que sentía y haber logrado aquietar mi mente aunque sea un instante, para permitirme escucharme.

Así empezó este grandioso camino, que no ha sido fácil de recorrer, que con disciplina y arduo trabajo desde lo más profundo de mi Ser, se convirtió en un estilo de vida más que una simple ejecución de posturas o asanas. Comencé a fluir sobre mi esterilla y en la misma medida que mi cuerpo avanzaba así mi mente y esa pequeña voz dentro de mí, la que escuchaba a lo lejos cada vez se fue haciendo más clara y cercana; el ECO DE MI INTUICIÓN.

Destaco el despertar de este centro energético, el Tercer Ojo o Ajna Chakra porque esto trajo consigo encontrar el camino para cumplir parte de mi misión de vida, eso que me hace feliz, ¡Ayudar a otros! , cosa que no podría haber ocurrido si antes no me ayudaba a mí misma.

Sigo en el camino del conocimiento, en Yoga se dice que el conocimiento es felicidad, entonces adquiriré tanto como sea posible, porque si yo soy feliz podré hacer eco para que también lo sea mi entorno, hacerlo bien desde la primera vez y para siempre es mi compromiso.

Loredana Settimo

2 Comentarios

  1. Yolanda

    Que bonito 🙂
    Tú también has conseguido después hacernos sentir infinita paz, con tus clases. Namasté ??

    Responder
  2. Alberto

    Hola, tu artículo toca el centro neurálgico del Dharma y del Karma Yoga o yoga de la acción. Hacer el bien a los otros sin apego a los resultados. Gracias

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Sobre el Autor

Loredana Settimo

Soy Loredana Settimo, tengo 41 años, hija de italianos, nacida en Venezuela y desde hace 5 años resido en España-Valladolid. De profesión farmacéutica y en el variopinto universo de este sector, me especialice en Ciencia y Tecnología Cosmética, una de mis pasiones y que he tenido la oportunidad de disfrutar ampliamente en mi ejercicio profesional.